Curso práctico para montar un Gundam: Volumen 2.

Hace más o menos un año os mostramos un ameno tutorial sobre lo sencillo que resulta montar un plasmo o maqueta de PVC. En esta ocasión, vamos a subir un poco el nivel para animaros a embarcarnos en proyectos de mayor enjundia que tampoco tienen porqué salir mal.

 

 

Para la ocasión quería presentaros algún modelo de la Universal Century, pero lamentablemente dos aspectos han conspirado en mi contra: la popularidad de Gundam Unicorn ha relanzado los precios de las maquetas antiguas y el altísimo valor del yen, que no nos dá ninguna alegría. Así que he tenido que tirar de liquidaciones en alguna tienda online para poder traer un proyecto algo más complejo. Con todos vosotros, el GNT-0000, 00 Quan[T], “el Nu-Gundam remakeao” o “el diezminutos”, según la mala leche del interlocutor. La idea era seguir con algún modelo semejante al que protagonizó el primer tutorial, pero el Gundam Harute tiene el equilibrio de un mono borracho y no era nada recomendable; y el Gundam Raphael… digamos que puedo aguantar los gundams con bigote, pero no los gundams con boina o txapela. Es demasiado ridículo.

 

Esta es la caja en la que viene que, como podéis ver, es notablemente más grande que la del anterior proyecto. Esto es totalmente normal, hablamos de una maqueta escala 1/100 en vez de una 1/144, con lo que el tamaño es bastante mayor. Además, hemos subido el nivel de dificultad, por lo que en vez de una HG pasamos a las MG o Master Grade. Esto implica más articulaciones, más piezas pequeñitas y por supuesto, mucho más detalle que hará que nuestra maqueta al final quite el aliento por lo logrado de su construcción. Por encima de estas ya quedan las Real Grade, que vendrían a ser el detalle de las MG pero a escala 1/144 y sobre unos 30 euros cada uno… y las míticas PG o Perfect Grade, que son escala 1/60, vienen en unos maletines enormes y cuestan de 120 euros en adelante (el Strike Freedom no baja de 200 euritos). El MSZ-006 Zeta Gundam PG es algo así como las meigas: se supone que existen, pero nadie ha visto uno comprado y montado al completo.

La exuberancia.

Este es el contenido al completo. Visto así, la cantidad de matrices, bolsas y elementos pueden dar un poco de respeto. Ni caso, en menos de diez minutos habremos empezado a tener resultados palpables. Como pasa con todas estas maquetas, el pegamento es totalmente innecesario… y lo vais a agradecer, pues ya que las instrucciones están en perfecto japonés es más que probable que terminéis con dos brazos izquierdos y tengáis que desmontar alguna pieza. Si recordáis, la maqueta anterior la realizamos exclusivamente con un cútter normalito de papelería. La ortodoxia dice que habría que usar unas tenacillas oficiales de Bandai para montar plasmos del tamaño adecuado a nuestra mano, pero me temo que no es un artículo que pueda comprarse fácilmente en Occidente. Por ello,  hoy voy a presentaros a vuestra nueva mejor amiga: la cuchilla de modelismo.

Prueba del homicidio nº 1.

Esta simpática herramienta no es más que un mango pequeño de metal con un tornillo que ajusta en un extremo, y con el que se pueden sujetar hojas con distinto filo. Para este tipo de maquetas, con el filo triangular vamos más que sobrados, por lo que podemos guardar el resto. La crisis ha hecho mucho daño a las tiendas tradicionales de modelismo, Scalextrix y similares, por lo que no será difícil encontrar una de estos de buena calidad por menos de 7 euros. Ahora bien, hay que tener en cuenta un punto fundamental, que no por obvio es menos importante. Estos trastos cortan como un demonio, solo un pelo por debajo de un bisturí de cirujano, por lo que hay que tomar ciertas precauciones. La primera de ellas es que resulta sencillo rayar la mesa de trabajo si se dejan con la punta hacia abajo, por lo que lo ideal es contar con un tapete de corte o, en su defecto, dejarlos encima de una alfombrilla de ratón para no joder la tabla.

Nada de esto se mejora con cortes superficiales, por mucho que digan los emos.

En mi caso, tengo tres alfombrillas de ratón y no pienso machacar ni una de ellas, así que en aras de la eficiencia una simple lámina de cartón plegado asegurada con celo en el borde nos hará la misma función sin tener que lamentar destrozos. En el peor de los casos, siempre podéis usar el tapete verde de jugar a las cartas y echar luego la culpa al gato.

You are doing it wrong.

Segunda precaución importante: como sacar las piezas de la matriz. Normalmente, las piezas están sujetas por dos o tres puntos, y a poco que nos fijemos podremos ver que dos suelen ser finos y uno de ellos más grueso y sólido. Esto no es casualidad, está hecho así a propósito para que cortemos por las finas y la gruesa la saquemos retorciendo, limpiando después la rebaba sobrante. En la fotografía de arriba izquierda podéis ver el modo adecuado de sacar una pieza: cortamos por la parte fina y en el caso de que la hoja resbalase únicamente tocaría el borde de la matriz sin causar daños. A la derecha es como NUNCA debéis hacerlo: atacando a lo bruto en la zona gruesa no controlamos la cuchilla, forzamos la mano, si nos pasamos probablemente fastidiemos la pieza a sacar o la de abajo… o lo que es peor, podemos hacernos un corte de los feos en la mano. Por todo esto, merece la pena invertir un par de segundos en ver cuál es la parte fina y como sacar la pieza. No os preocupéis, en seguida aprenderéis a distinguirlas de un simple vistazo y ya no habrá quien os pare.

¿Donde están los ingenieros aeronáuticos cuando hacen falta?

Apenas comenzada la faena encontramos el primer inconveniente: nos faltan un par de LED´s en la caja del kit. Estas pequeñas bombillas de color verde van incorporadas a la parte del motor, y son las que dotan a los motores GN de su característico color verde. Un rápido correo a la tienda donde adquirimos la maqueta nos confirma que se desentienden del tema y que hablemos con Bandai directamente. Un par de correos más tarde con el cachondísimo encargado internacional de Bandai Gundam nos confirman que a: pueden mandarnos la pieza pagando nosotros los gastos de envío, pero los gastos a España son prohibitivos y b: a pesar del intento, no es posible acoplar los motores del 00 Raiser al 00 Quan[T] por mucho que en la película lo hagan. Así que os dejo la imagen de arriba para que os hagáis una idea de como quedaría.

El 00 Quan[T] después de un duelo con Ryu Hayabusa.

En poco tiempo es posible completar cabeza y torso superior, probablemente la sección más sencilla. Esta primera aproximación nos va a ir dando una idea de lo más complicado de esta maqueta y que, sorprendentemente, no van a ser las piernas como suele ser costumbre. Se trata de las partes de plástico semitransparente verde, que vendrían a ser las encargadas de esparcir las partículas GN y que se despliegan durante el Estallido Cuántico. El problema radica en que dichas piezas móviles van encajadas a pelo encima de otras y se sueltan a la mínima. Para colmo, la mayoría de ellas llevan pegatina encima o debajo, por lo que además corremos el riesgo de cargarnos la pegatina o perder la parte superior si se suelta. Sin duda, lo peor de todo el proyecto con diferencia.

Esto es el manubrio de Nacho Vidal y vuestro culo es su próximo hogar.

Seis partes de este tipo más tarde y treinta y cinco visitas al suelo con una linterna para recoger piezas que se desencajan aleatoriamente cuando más pueden fastidiar al modelista… ya hemos completado toda la parte de arriba. Podemos apreciar ya la fuerte asimetría de la que hace gala este modelo, un hecho que se irá haciendo más palpable según vayamos avanzando y que afurtunadamente no nos supondrá excesivos problemas de equilibrio.

No soy microcefálico, soy de hombros anchos.

Afortunadamente, una vez superadas las agonías con los dichosos circulitos verdes las piernas serán un juego de niños. Por una vez las gentes de Bandai no se han inventado cuatro rodillas ni torsiones raras, por lo que pueden completarse sin mayores inconvenientes. Ambas piernas y la parte de la cadera no nos llevarán más de 60 minutos a menos que nos liemos muy mucho.

Efectivamente, en la parte delantera de la rodilla me patinó la cuchilla.

Sin más dilación podemos pasar a ensamblarlo todo y ver como anda de equilibrio. Lo más complicado ya está hecho así que nos lo podemos tomar con calma y contemplar el fruto de nuestros esfuerzos.

Te puede hacer un corte de mangas, pero no alzarte el dedo medio.

Uno de los detalles que suelen verse en pocos modelos de este tipo es que la cabina tenga acceso. Este es uno de esos raros casos, por lo que mediante un pequeño panel movil podemos ver la microscópica figura de Setsuna F.Seiei en su asiento del piloto. Si contamos con nervios de acero, pulso de relojero y paciencia sin límites podemos animarnos a pintar la enanez del piloto, aunque teniendo en cuenta que rara vez lo sacaremos no lo veo algo precisamente imprescindible. Es más, lo veo una gilipollez como un templo, pero teniendo en cuenta que hay gente por ahí suelta que repite un Land Raider de 60 euros porque no le convencen el efecto de rascado en la pintura por lo balazos…

A mi me preocuparía estar sentado debajo de un reactor de fusión…

Una vez completado el cuerpo, hay que ponerse con los complementos que terminan de equipar el Gundam. En este caso no contaremos con la gran cantidad de material que puedan llevar otros contemporáneos suyos como el 00 Raiser, por no hablar de otras verdaderas salvajadas, así que terminaremos pronto. Lo primero es el GN Shield III que va anclado sobre el brazo izquierdo y la espalda, y que sirve de soporte para el resto. Como veis, los parecidos entre este GN Shield III y las alas del Raiser que podéis ver en la foto de los motores con los LED´s verdes son totalmente casuales…

Pillé a Kanetake Ebikawa en un dia vago…

Para terminar, toca la GN Buster Sword y los GN Sword Bits y cada cosa tiene su ligera complicación. En el caso de la Buster Sword, el problema no está en el montaje sino en el encajado. Las manos de una maqueta MG están más articuladas que las de un HG, por lo que en vez del puño cerrado suelen tener el índice y el pulgar totalmente independientes, y los restantes tres dedos unidos pero también móviles. Lamentablemente, con una mano tan articulada sostener una espada tan grande es complicado, por lo que desde la mesa de diseño optaron por ponerle un anclaje para que vaya directamente sujeta al antebrazo. Y claro, el dichoso anclaje no va a encajar a la primera, ni a la quinta.

Cuchillos, navajas, objetos punzantes…

Los Sword Bits no tienen excesiva complicación… aparte del dichoso plástico verde semitransparente que hay que manejar con cuidado para no dejar marcas ni rebabas. Una vez finalizadas estos complementos ya podemos ensamblarlo todo y ver que, al igual que sus antecesores, hace honor a la denominación de Seven Swords.

A pesar de lo asimétrico, el modelo se sostiene sin problemas.

Como última curiosidad, se suponía que este kit viene con base incluida, pero resulta que la base no es para el robot. Entonces ¿para qué demonios se quiere la base? Pues sirve por si nos apetece simular la espada láser masiva de 30 kilómetros de largo que este mostrenco es capaz de sacar durante el modo Trans-Am. Los Sword Bits pueden combinarse con la Buster Sword para formar el emisor, pero claro… el equilibrio de la figura se va al carajo y por eso hay que usar la base.

Se supone que esto se sostiene con una sola mano…

Así que eso ha sido todo. Por menos de 30 euritos y unas 4 o 5 horas de trabajo tenemos una maqueta totalmente articulada de 20 cm de alto y plena en detalles. Teniendo en cuenta que por una figura de la serie Robot Damashii como esta, más parca de detalle, bastante más frágil si queremos ponerla en distintas  poses y que mide lo que una Revoltech ya te cobran 34 euros… pienso que el esfuerzo merece un poco la pena. Si el año que viene me toca la lotería veréis por aquí un Perfect Grade, si no… veremos a ver qué puede ser interesante para próximas entregas.

Kim Kapwham

Kim Kapwham

Fundador y Pater Familias de AkibaHole, así como CEO de Kapwham Enterprises S.L. Viejuno, heavy, gruñón y malaleche; desfoga sus múltiples querellas contra el mundo frente a juegos de lucha o matamarcianos.
Kim Kapwham

13 thoughts on “Curso práctico para montar un Gundam: Volumen 2.

  1. Hace un par de meses que tuve una mala experiencia con esto.
    Tenía el gundam Justice HG 1/144 y no encontraba el del freedom en esa escala en ningún lado. Al final, en mi magnánima sabiduría acabé comprándome un gundam Freedom RG 1/144. A diferencia de la anteriormente mencionada, esta no te venía con las famosas piezas pc auxiliares, sino que tenias que montar un exoesqueleto sobre el que ibas montando el resto de la estructura. Para ser la primera que monté de ese tipo que quedó muy bien…
    El problema vino cuando cuando lo coloqué en formación con el Justice y vi el contraste de detalle que quedaba: el Justice parecía una mierda al lado del Freedom (nada más lejos de la realidad)

    • Es lo malo de las HG, que por sí mismas no quedan mal, pero cuando las comparas con una MG o RG… parecen juguetes baratos. Si eres completista te diría que aprovechases para pillar el Justice RG (que también está en esa gama) y dejes las HG para modelos que nunca han salido en otra escala.

    • Antiguamente las compraba en HLJ.com, hasta que sustituyeron a sus trabajadores por mandriles lobotomizados. Hoy en dia si sale alguna edición que quiera muy mucho la reservo en Amiami.com o directamente la pongo en pendientes para cuando voy a Japón traérmela de las tiendas oficiales Gundam.

  2. Estimado me regalaron este gundam http://www.gunjap.net/site/?p=69230 y me gustaria saber HG o MG o RG pues en ninguna parte de la caja lo dice, por cierto aun no lo comienzo a armar, me comprare los cuchillos, digo para no joderlo desde el principio.

    Saludos

    • Esta maqueta es el Gundam que se vende en el Gundam Front de Odaiba, el centro comercial donde está situado el Gundam a escala 1/1. Es una maqueta de clase HG, es decir, la más sencilla de montar. Viene clasificada como MegaSize porque a pesar de ser una HG tiene escala 1/48, es decir, que es bastante grande. Con una buena cuchilla de modelista y un poco de lija de granno fino o una lima fina seguro que obtendrás buenos resultados.

  3. Hola saludos desde Costa Rica estoy empezando y me dieron un Gundam 20cm Wing Zero Wing Fighter MG028 Anime Assembled Soldiers Robot With Orignal Box Action Figure en la caja no dice bandai sino unas letras en chino o japones me pueden explicar porque. Gracias

    • Si no aparece Bandai por ningún lado, probablemente te hayan dado una imitación proveniente de China. Bandai es la encargada de lanzar todo el merchandising de la franquicia desde 1980.

  4. que tal? yo necesito saber si las bases para las armas flotantes se vende o uno mismo las tiene hacer desde 0

  5. En ocasiones, la maqueta trae una base con varios pivotes transparentes que sirven para tener las armas flotantes desplegadas. Si el modelo que has adquirido no las incluye, pues toca creárselas uno mismo a base de restos de las matrices y un par de bases.

    Aquí te dejo un enlace para que veas a lo que me refiero:

    http://usagundam.com/wp-content/uploads/2013/10/PG003.jpg

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *